Blog de análisis y escritura de guión cinematográfico

sábado, 19 de febrero de 2011

Taxi Driver a fondo: La psicología del personaje como motor de la trama

Personajes

¡Aviso! ¡Spoilers!

El guionista Paul Schrader escribió Taxi Driver mientras ocupaba el apartamento de su ex pareja días después de que ésta decidiera acabar con la relación. No es precisamente una película de desamor, pero sí que transita por los territorios comunes que en nuestras crisis personales muchas veces hemos conocido: el sentimiento de inadaptación, la desesperación, la pérdida total de sentido y del rumbo personal, la frustración, la rabia, y, ante todo, la búsqueda de un nuevo camino que purgue nuestras penas y nos haga ver la luz.

El guión se pega a la nuca del protagonista, Travis Bickle, centrando totalmente la acción dramática en lo que éste hace, decide o siente. De hecho, prácticamente en todas las escenas aparece en la pantalla implicado de una forma directa y siendo siempre el sujeto activo que dirige la trama. Dado el subjetivismo tan elevado que plantea el guión, la construcción del personaje es vital para poder desarrollar la historia coherentemente. La acción y, en consecuencia, el desarrollo argumental irá estrechamente ligado a la psicología del protagonista. Las acciones conductuales son una constante para saber cuál es la lógica del relato y poder interpretar su fondo.

El análisis de Travis Bickle

  • La primera acción de conducta aparece en la segunda secuencia, justo tras los créditos, y en ella se da el punto de partida de la película. Vemos a un hombre de aspecto desaliñado y semblante tosco que busca trabajo como taxista porque no puede dormir por las noches. Se trata de una búsqueda sin pretexto, sólo para rellenar (infructuosamente) un gran vacío interior.



  • Las inmersiones de su taxi en el Bronx neoyorquino no despejan a Travis, que sigue padeciendo insomnio. Para sobrellevarlo, acude de nuevo (se evidencia anteriormente que no era la primera vez) a unos cines porno, donde trata de cortejar de forma un tanto patética a una dependienta. Deducimos que los hábitos algo depravados de Travis son fruto de su desesperación y aislamiento con el entorno.



  • Travis decide buscar la realización propia en los demás y tomar la iniciativa. Se fija en una mujer atractiva que trabaja en el gabinete de un famoso político, y la avasalla en su trabajo con sorprendente éxito. Sin embargo, su mente todavía está lejos de los valores sociales habituales, y sus desvíos comienzan a aparecer cuando la lleva a un cine porno con total normalidad, lo cual la escandaliza. Consecuencia de ello, Travis trata de reconciliarse pero el nulo caso que consigue le hace perder los papeles e irrumpe en su despacho lleno de rabia. A pesar de su esfuerzo, su naturaleza inadaptada sale a flote y lo acaba hundiendo aun más.



  • Su intento frustrado de relación personal y la creciente degeneración de la “basura” que ve tras los cristales de su taxi en las calles de Nueva York aumentan todavía más la angustia de Travis. Su aislamiento se hace más airado y se refugia en el ejercicio físico y las armas para tratar de evadirse y a la vez sentirse inmune y superior a todo cuanto le rodea. Asume finalmente que la única forma que concibe para intervenir en ese mundo que no comprende es mediante la violencia.


  • Travis encuentra un nuevo camino que le servirá como purgatorio. La joven prostituta Iris lo conmueve y lo dará todo por tratar de sacarla del complicado ambiente en que está metida. Se encapricha por ella porque la ve fuera de lugar como él. A pesar de todo, en Travis siempre ha habido un reducto de sensibilidad que aflora en este caso para abrirle los ojos definitivamente.


  • Por último vemos el intento fallido de inmolación de Travis. Aquí consiguirá una salida para finiquitar sus dos grandes frustraciones: sentirse realizado e integrado ayudando a alguien más débil y de paso dar el último aliento acabando con parte de la “chusma” o “basura” que tanto odia. La explosión de ira contenida mediante un círculo de violencia que finalmente no le llevará donde pretendía. La muerte no llegó para Travis, aunque finalmente consiguió hacer algo por los demás, a su manera.

3 comentarios: